Cofradías

Santo Sepulcro

Fundada en 1954

Cristo YacenteJosé de Arimatea, que era discípulo de Jesús, aunque secreto por miedo a los judíos, rogó a Pilatos que le permitiese tomar el cuerpo de Jesús. Y Pilatos se lo permitió. Vino, pues, y tomó su cuerpo. Llegó también Nicodemo, el que al principio había ido de noche a verle, trayendo una mixtura de mirra y aloe, como unas cien libras. Tomaron, pues, el cuerpo de Jesús y lo envolvieron con vendas junto con los aromas, según es costumbre enterrar entre los judíos. Había un huerto en el lugar donde le crucificaron, y en el huerto un sepulcro nuevo, en el que nadie todavía había sido depositado. Allí, a causa de la Preparación de los judíos, por estar tan cerca el sepulcro, pusieron a Jesús.

Grande fue la honra de José de Arimatea al ofrecer su sepulcro nuevo, excavado en la roca, para la sepultura del Maestro y darle así público testimonio de su afecto. Aquel sepulcro fue providencial, porque estaba próximo al Calvario y era necesario apresurar la sepultura del cuerpo de Jesús, antes de que con la puesta del sol comenzase el descanso sabático.

El "Santo Sepulcro" es el paso que da nombre a su cofradía y a la procesión general de la noche del Viernes Santo.

En 1953 un grupo de hombres se dirigió a D. José Lozano, escultor de Murcia, para que le tallasen un Santo Sepulcro. Unos meses más tarde, y en la Semana Santa del año 1954, desfila por primera vez. Esta obra es en conjunto de realidad, emotividad religiosidad. Está integrado por un extraordinario Sepulcro y en su interior se encuentra el cuerpo muerto de nuestro Señor. Varios entendidos en arte que lo han visto han dicho de él que es una maravilla. Dada sus grandes dimensiones y peso, era necesario utilizar una carrozatrono, que aún le da más esbeltez y elegancia sin perder su espíritu religioso.

Cristo YacenteTranscurren unos años, sin que el Santo Sepulcro presida esta Procesión General, hasta que en el año 1980, resurge la Cofradía con algunos antiguos cofrades vivos, a los que se unen a la misma los hijos y amigos de éstos, que se sienten muy dichosos de participar en este desfile Pasional.

Esta Cofradía que siempre había estado integrada por varones, ante muchas insistencias, decide reformar sus estatutos en el año 1984, para que la mujer entre en la misma como cofrade, con todos los derechos que establecen los artículos del mismo. Tanto el hombre como la mujer, visten traje negro y portan en su mano un gran cirio de cera.

Los cofrades estrenan nuevo estandarte, y para los que van detrás de la Imagen que siempre han ido con una vela, este año, llevarán unos ciriales (faroles) con luz artificial, para suprimir la vela.